sábado, 12 de junio de 2010

Electrodos



Tras los biombos, rodeada de cables.
Ciega y anulada en la camilla.
Desnuda y electrificada,
ausente e indefensa.

Oigo tus pasos,
tocas mi mano,
vuelvo a casa.

6 comentarios:

  1. Me gusta.

    ¿Por qué has cambiado es aspecto del blog? no gustar tanto.

    ResponderEliminar
  2. que los cables hagan cosquillas entonces...

    ResponderEliminar
  3. Te comenté ayer..y mi comentario no sale arrghgaeghargh :S

    ResponderEliminar
  4. Junto a él todos los lugares son los más seguros del mundo. ¡Di que sí!

    Encantada de conocerte,
    Salomé

    ResponderEliminar