jueves, 20 de mayo de 2010

De viaje


He de irme, lo sé, disgregarme. Romper las cuerdas que sujetan estos hierros y estos trastos. He de vencer al vacío. Tomar la iniciativa, rasgar estos visillos, hacerlos mi túnica y correr. He de quebrar mis tobillos, herirme de nuevo con otras rejas, otra luz que me electrocute, otros cables con los que ahorcarme. Olvidarme del olor, de las ropas, borrar las vidrieras y los libros antiguos.

Sólo echándolo de menos será real mi amor.

5 comentarios:

  1. Me alegro de haberte descubierto, semejante manera de escribir me tiene cautivada.

    Un beso :)

    ResponderEliminar
  2. Gracias chicos por vuestras palabras, muchas, muchas gracias a los tres.

    ResponderEliminar